Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de mayo, 2015

Después de la lluvia.

Después de cada lluvia la playa es virgen. La arena nunca se empareja, nunca queda como el primer día, ese primer día en que la roca hecha polvo se acomodó bajo el agua y sobre el fuego. La arena no sabe emparejarse, pero si sabe borrar sus huellas. Cada cosa en su lugar, nunca como el principio, pero cada tanto como si no estuviera el hombre. Principio de todo y principio de cada vida, montado un ciclo menor en uno mayor, círculos cruzados, la materia es valiente, pero se rinde ante el ciclo, el tiempo es más poderoso que el espacio. Después de cada lluvia, se borran las huellas que el viento no pudo, el viento esparce, el agua moldea, la tierra y sus huellas, el fuego oculto. Todo es eterno menos la huella.

"Ulises" de Joyce es fácil de leer.

El "Ulises" de Joyce es fácil de leer, pero esto no es lo que se escucha, escuchamos lo contrario.      Basta sondear un poco en la bruma que generan alrededor de "Ulises" de James Joyce, para encontrarse con adjetivos como "difícil", "complicado", "exigente", el libro está rodeado de intelectuales que con grandes carteles de "cuidado" alejan y desalientan la lectura de aquellas personas que buscan algo accesible al momento de entretenerse con la lectura. Me parece increíble que esto pase, y encuentro dos posibles explicaciones, una, que no lo han leído, dos, que los intelectuales se quieren quedar "Ulises". Si es la primera, que lástima, si es la segunda, no, "Ulises" es de todos y no se lo pueden quedar.      La razón principal por la cual "Ulises" es tan accesible, es la misma por la cual uno puede disfrutar a Beethoven o del chocolate, es un producto armonioso. No es necesario ser m…

Entre las cuerdas.

I
- Alex, me lo puedes explicar de nuevo. - Si, pero no te compliques con los particulares, simplemente piénsalo así, un punto no puede hacer mucho, se mueve de cierta manera, genera ciertas cosas, pero es un punto, se puede mover como punto, listo, pero una cuerda puede generar otro tipo de movimiento, generando muchas variables, no sólo una. Entiendes? - Si, lo entiendo. - Bueno, entonces piensa en eso, si lo más pequeño que tenemos en el universo es un punto, eso generaría un movimiento de punto, y una relación con otros puntos, un poco limitada, ahora, si fuera una cuerda la relación con otras cuerdas sería mucho mayor, generando muchas más posibilidades. - Si, entonces. - Entonces nada, entonces eso, las cuerdas generarían otras dimensiones, otras cosas. - Y dónde están esas cosas? - Estarían acá. - Está bien, suena un poco a magia, pero está bien. Un poco como preocuparse si hay vida en otros planetas teniendo un muerto de hambre a la vuelta de casa. - No tiene…

Klein.

Hice este video.

Título: Klein.
Video: Héctor Baptista.
Sonido: Hector Baptista con saxofón tenor.


Las empanadas de Don Julian.

A Don Julian Pereira lo que más le molestaba era que no le reconocieran las empanadas. Si, el entendía que el repulgue es importante, también entendía que cuando venían los invitados lo que veían era a su mujer, al lado de la masa, repulgando, formando, y él yendo y viniendo con las bandejas al horno, si, eso era lo que la gente veía, pero y él, él hacia el relleno, cortaba la cebolla, cocinaba, condimentaba, y se lo dejaba listo a su mujer para que armara la empanada, y todo el mundo, que Martita que ricas empanadas, y las mejores empanadas son las de Martita, y nadie hace empanadas como Martita, y Martita que gracias gracias, y él con la bandeja, de un lado para otro llevando las empanadas, y había alguno que hasta le decía, que suerte que tiene usted Don Julian, que le hagan unas empanadas tan ricas, y el decía si si muy ricas, y era verdad, la masa de Marta era la más rica, las empanadas salían exquisitas, pero y el relleno pensaba él, eso no es importante, no es por lo menos l…

Crash

Siempre me costó dormir, pienso mucho en la cama. Muchas veces no sé si estoy despierto, tengo una especie de sueño en el que puedo tomar decisiones, no sé si estoy pensando o soñando. Doy vueltas y vueltas en la cama, me paro, me pongo a leer a escribir, me cuesta dormir. Siempre fue así, tal vez de joven era aún peor, me era muy normal no dormir en toda la noche, me quedaba viendo películas, leyendo, haciendo la tarea hasta que me tenía que ir al secundario. Como pasaba mi insomnio encerrado en mi cuarto, a nadie molestaba en mi casa. Una noche me quedé haciendo un trabajo que tenía que entregar al día siguiente, siempre hice todo a ultimo momento, sabía que tenía unas siete horas de la nada misma antes de la entrega así que nunca me preocupaba, terminé a eso de las tres de la mañana, yo no tenía impresora, tenía que ir a imprimirlo a Kinkos, un lugar abierto las 24 horas dónde podías imprimir, entrar a Internet, etc, así que me puse el uniforme y me fui al Kinkos de Coral Gables, …