Ir al contenido principal

Metempsicosis

Borges, bloom, héctor baptista, vuelta de campana, james joyce, cotázar, literatura latinoamericana, metempsicosis, irlanda, carrey, jim, yes

metempsicosis, is from the greek, translate of the soul, los mismos ojos... pensó el señor Bloom, lo que me gusta, es la nada, pero me siento mal, estoy viviendo con un extraño, que fea sensación, la sensación de que el tiempo pasó en vano de que a pesar de todos los años no nos conocemos, no tienes idea, pero no reincarnation, eso piensa Bloom, que vivimos de cuerpo en cuerpo, que algunos hasta recuerdan, y después vuelve, metempsicosis y da un ejemplo de la cama, y piensa té antes que la leche, tres y seis, no sé, quién lee el Ulises, nadie, yo lo escucho, repite metempsicosis, y dice que algunos se podían pasar a un animal o un árbol y ahí Molly dice, huele a quemado, y si el señor Bloom había dejado algo en el fuego, un riñón, nada grave igual se le quemó un poco, nada más, con su té y su riñón, que desayuno glorioso que se come ese señor, pero qué mal que está de la cabeza, parece que está en otro lado, haciendo otra cosa, yo esta mañana me comí un desayuno excelente, también estaba en otro lado, ahora mismo estoy escribiendo esto y escuchando el Ulises y Bloom piensa en una carta, daydreaming le dicen, multitasking, capaz de hacer varias cosas al mismo tiempo, todas salen mal, pero bueno, uno las hace igual, lástima la voz, tenía a este hombre con otra voz, pero está muy bueno el tiempo, la teatralidad le da otra cosa, hombres con mujer pensando en otras mujeres, o no, simplemente pensando en lo poco que saben de la suya, la que tienen al lado, friend of the family, those girls those girls those lovely sea side girls, por qué nuestra cabeza tiene que gastar tanto tiempo en la pareja, qué tiempo perdido, qué estupidez, y la suerte de no tener niños, tal vez Joyce lo sabía, si el personaje tiene niños, está muerto, a menos por supuesto que sea un hijo de puta, he stood up, y siempre el gato en la cocina, me pregunto por qué un gato y no un perro, me imagino que siempre es más fácil tener un gato, mientras no sea Archuleto, el gato de un amigo, un gato malo malo, lindo el hijo de puta, pero malo, cuando era chiquito y me quedaba a dormir borracho en lo de mi amigo el Archuleto me mordía la cara toda la noche, la última vez que lo vi me mordió los pies, malo el Archuleto, lindo, gordo, precioso la verdad, pero malo, where is my hat by the way, funny I don´t remember that, todos los hombres perdemos el sombrero en algún momento, mi mujer se hace un té y no me ofrece, a lo mejor es lo mejor, que pensará esa persona, no tengo idea, el señor bloom sale de su casa, como todos, no somos nada, cambiables, nada más indispensable que un hombre, life must be so, need certainly, me da un poco de asco lo que hago, apoyado de algo, pero por dentro, es la idea no, mostrar lo de adentro, mostrar la imagen que tengo adentro, ser lo más especifico posible, lo que pienso, lo que se piensa, cómo se piensa, pero nadie sabe, nos intentamos poner de acuerdo, se pierde mucho en la traducción, siempre, poetical idea, siempre, y un funeral, y las campanas, la muerte y el sonido, mi mujer me ofrece té, la muerte y el sonido, le digo que sí, siempre mejor decir que sí, el sí no es confuso, el no siempre trae una pregunta detrás, una conclusión, es un posible problema, el sí continua con lo que viene y todavía te deja tiempo de no hacer nada, justo ayer vi Yes de Jim Carrey, película mediocre, tiene sus momentos, pero no pasa nada, el señor Bloom, termina saliendo de la casa, un funeral y un hombre tranquilo, como decía Mori Ogai: espectador, humor y ocio    

Comentarios

Ivi Sanchez ha dicho que…
Profundo, entretenido, y con increible cadencia. Lleno de referencia. Me encanto
Alejandra Ortiz ha dicho que…
👍 Excelente, me encanto!

Entradas populares de este blog

Campo.

- Que rico amor, hueles a motosierra. - Y... te pone cachonda porque sabes que coges calentito. - ¿Me vas a dar? - Es lo único que quiero hacer, darte.

El eterno retorno.

Para Jib.

     Esta historia es verdadera. Es sobre un hombre que se obsesionó de tal manera con la idea del eterno retorno, que se dedica a leer las mismas páginas una y otra vez creyendo firmemente que con ello saldrá del ciclo. Su lógica le dice que como es un ciclo y por lo tanto una serie de acciones y reacciones que se entrelazan entre ellas hasta llegar al punto de origen, en la repetición del mismo acto encontrará la salida, asegurándose de no llegar al próximo paso, que inevitablemente lo llevaría al principio.
     Todo empezó para él con el concepto de la reencarnación, intentó estudiarla de varias maneras, intentó darle sentido, cultivarla y compartirla, con la idea de perfeccionar su idea de la misma.
     Después se obsesionó con Sísifo, y al unir estos dos paralelos la idea de que no había realmente una salida de la reencarnación, o una linea recta que se manifestaba en varios planos, digamos un aprendizaje con vista a una graduación, un final concreto, sino simplemen…

El sol.

Ella se sentaba frente a mi, en el mismo escritorio.      Mis escritorios estaban en forma de ele. El cuarto era un cuadrado, cuando entrabas a la izquierda estaba el escritorio pequeño contra la pared en la esquina, el grande paralelo a la pared de la puerta, se me creaba así un pequeño nicho de felicidad, en el que me sentía protegido para adentrarme en las profundidades y la soledad absoluta. La pared frente a la puerta tenía una ventana con vista a la montaña, así que me podía quedar sentado por horas trabajando con una vista espectacular.      Ella se sentaba frente a mi, traía una silla y sin preguntar tiraba sobre la mesa todo tipo de cosas que utilizaba para hacer sus collares; piedras de todo tipo y tamaño, reales, de plástico, tiras de colores, pedazos de telas, dijes de oro y plata, pedacitos de metales, corales, todo tipo de pucas, cierres e hilos, llegaba con un montón de frascos y los volteaba en el escritorio, sin decir palabra, algunas cosas saltaban sobre lo…